Contacto:

CONTACTO: Correo: informativo.anahuac09@gmail.com / Twitter: @Xochimilco_MX / Facebook: Anahuac Xochimilco.

lunes, 25 de abril de 2016

#XOCHIMILCO: Tráfico, sin autoridad y ante la ley del “yo paso primero”

La falta de reacción del gobierno permite que este mal necesario se conviertaen un problema generalizado; no hay policía de vialidad, ni interés por ayudar en esos pequeños detalles como los semáforos.

Por: Héctor Aguilar

Si hacemos caso a  lo que las autoridades dicen, que la gran cantidad de autos que circulan por la Ciudad de México es el causante de los altos índices de contaminación, entonces en Xochimilco deberíamos estar entre los primeros sitios (que no es así), porque en los últimos años para salir o entrar a esta demarcación hay que hacer y tener tres cosas: levantarse temprano, capotear al otro automovilista y paciencia, mucha paciencia.

Según un reporte de las autoridades delegacionales fechado en 2014, no se cuenta con una policía que se mantenga cubriendo la zona de Xochimilco, sino que viene y va. En Xochimilco no hay dinero para pagar a la policía, por ello las bases plata, solo realizan rondines de vigilancia. Esto, claro cuando se trata de seguridad, pero cuando el asunto es vialidad, estamos en graves aprietos.

"No hay un determinado número de compañeros que se mantengan en Xochimilco, nos mandan a nosotros para tratar de ayudar con los semáforos, pero hay demasiados autos en las mañanas y por eso, aunque nosotros hagamos nuestro trabajo, la gente nos dice de todo", afirma Jorge Sánchez, policía de crucero, con quien platicamos hace unos días en la intersección de Prolongación División del Norte y la avenida Muyuguarda.

"A veces, el número de coches nos rebasa. Todos quieren pasar primero y no hay orden. Los microbuseros son los peores, pero también hay automovilistas que se pasan de…. veras. Más las damitas", nos dice.

Sin embargo, este es solo un punto del conflictivo en el Xochimilco en que vivimos. Una delegación dormitorio, que no cuenta con suficientes empresas como para que sus vecinos, puedan llegar rápido a sus trabajos.

"Los gobiernos nunca han llevado a cabo un programa que incluya urbanización", comenta el ingeniero y urbanista Jorge Rosales, vecinos de Xochimilco y egresado de la UNAM. "Los  costos serían mayores, es cierto, pero a la larga la propia delegación gastaría menos de su presupuesto en obras para tratar de solventar el problema del tráfico”.

Y continúa: "El problema actual es que ya no hay espacios. Los gobiernos anteriores y actuales no han mostrado interés por dónde se va a edificar. Los asentamientos irregulares no solo son un problema de urbanización y medio ambiente, sino también de vialidades, porque esos terrenos están protegidos por el gobierno (o cuando menos eso se supone), pero al permitir que la gente llegue a ellos, cierra la posibilidad de construir nuevas avenidas o salidas con mejores perspectivas de uso en algunos lugares, como la zona alta de Xochimilco".

Las autoridades no solo son culpables de no contar con los recursos suficientes para poner en marcha programas que solventen la fluidez y movilidad de los automóviles, tampoco muestran interés en corregir los errores que, por muy pequeños, provocan mayores problemas.

"Es un caos esto. Yo pasé desde ayer y los semáforos no servían en La Noria. Ayer era domingo y pues más o menos pasabas con precaución, pero hoy es lunes y mire nomás cómo está esto, hay que pelarse con la gente para poder pasar", asegura don Luis, un taxista capitalino.

"Nadie respeta y luego las autoridades ni siquiera pueden arreglar un semáforo, ¿pues de qué estamos hablando señor? ¿Cuál cambio?, estamos peor", nos dice prácticamente gritando ante el sonido de los claxon de decenas de autos embotellados en el cruce.

Lo mismo sucede en otros puntos como Caltongo, Nativitas o la propia avenida Xochimilco-Tulyehualco.

"Nada más se les ocurre cerrar a unas 20 personas y ya nos partieron la m... a todos los demás. No hay policías de vialidad, pero la verdad, ¿para qué los queremos?, si se la pasan sacándole lana a quien pueden. Mejor que se queden allá por Coapa o por el Centro", ironizó el conductor de transporte público.

Falta de programas útiles, una total ausencia de actitud por hacer algo por la gente y sobre todo un incremento cada vez mayor de autos cooperan para que Xochimilco se vaya terminando como antiguo pulmón de la CDMX.


Mitad la gente, mitad el gobierno, pero Xochimilco como lo conocimos ha quedado en el recuerdo.



0 comentarios:

informativo.anahuac09@gmail.com

informativo.anahuac09@gmail.com
Recuerde que todas las imágenes y contenidos son propiedad de Grupo Asesores Editoriales, con excepción de las marcadas. Queda prohibida su distribución o captura sin el consentimiento de este diario. Envíenos un correo para obtener el permiso correspondiente.